• Redacción El Día

"El museo es un generador de profesiones"

Un día como hoy, el 26 de noviembre de 1999 se inauguraba el Museo Tecnológico Aeroespacial. El Día de Higueras dialogó con el Brigadier Fernando Rico- en aquel momento Jefe del Area Material Río Cuarto, el Suboficial Mayor Alberto Debernardo quien fuera un pionero en esta iniciativa y el Suboficial José Luis Araya- encargado durante diez años del MTA. El viernes 22 en el marco de la "Noche de los Museos" se realizó el acto protocolar con entrega de reconocimientos y homenajes.



El Museo Tecnológico Aeroespacial ubicado en el Area de Material, fue inaugurado el 26 de noviembre de 1999, concretamente en el edificio del Ex Casino de Soldados y Dormitorio de Aprendices, lugar emblemático y de importante sentimiento histórico para los hombres aeronáuticos.

Además el predio del Museo comprende además otros edificios que funcionaron como Intendencia, Taller Básico de la Escuela de Aprendices (E.N.E.T. Nº 1 Mayor Ingeniero Francisco de Arteaga) y Usina.


Un poco de historia

El Brig. Ing. (R-VGM) Fernando Rico se hizo cargo del AM Rio Cuarto en febrero de 1997 y su antecesor, el

entonces Brig. Ing. Horacio Rodríguez ya había dado los primeros pasos, reuniendo documentación y destinando local. "Sentí que debíamos pensar en un proyecto museológico con influencia en la región y eso nos superaba. Ese proyecto debía ser entendido, querido y nutrido

técnicamente y artísticamente por gente de la Secretaría de Cultura de la Ciudad. Así me contacté con el Arquitecto Jorge Ramallo titular de la Secretaría de Cultura y Presidente de

la Fundación para La Cultura y trabajamos casi diariamente en el Proyecto, con la invalorable colaboración

de Susana Carvalo, esposa y arquitecta. Fueron tres años arduos pero llenos de

satisfacciones y jalonados de logros. Todo lo pensamos y planificamos y salió muy

bien como los Museos de la Historia y el del Andino"; afirma.


"La apertura del Museo Tecnológico Aeroespacial fue un momento muy emotivo para mi y para mi esposa. Graciela me acompañaba en todo lo que podía, sentía el proyecto como si fuera la mamá de aquellos jóvenes, que fueron los primeros aprendices que llegaban de todas partes del país a mediados del siglo pasado, con la ilusión de integrarse a la Aeronáutica Militar…un Arma moderna…Ellos con gran esperanza de forjarse un futuro desafiante y a la vez promisorio, junto a los Oficiales y Suboficiales que conformaban los cuadros profesional y Técnico del entonces Taller Regional. En esa noche mágica, se nos llenaron los ojos de lágrimas. Sentimos una mezcla de

agradecimiento y orgullo".


"Nuestro museo, por ello, debe ser frecuentado por todos, pero principalmente por las

jóvenes y sus maestros. En el encontrarán una historia real y reeditable, que tuvo como

marco una industria aeronáutica y espacial nutriendo a una aviación pujante que debió

alimentarse y que se ha descuidado en nuestro País que tiene un territorio inmenso, el

octavo del Planeta. Tuvo también la voluntad de conquistar el espacio y grandes logros para la época. Ellos, los jóvenes, nos demostrarán, si están bien inspirados y educados que realmente se puede. Ellos deberán recibir de sus formadores esa impronta de estímulo hacia la ciencia, trabajo y porque no…de coraje".


Su ayudante, El Suboficial Mayor Alberto Debernardo es considerado pionero en esta iniciativa de creación del

Museo Tecnológico Aeroespacial,

“podría decir que estuve cuando se plantó la semilla inicial, junto a las Autoridades del Área de Material en aquel momento el Comodoro Rico y la Secretaría de Cultura de Río Cuarto coordinada por el Arquitecto Ramallo”; recuerda.


Detalla que el personal militar no estaba preparado para montar un guión museográfico, “nosotros queríamos a través de él, contar nuestra historia, creíamos que era la posibilidad de insertarnos sobre todo en los niños a quienes queríamos dejarle un mensaje especial, quienes somos, que pensamos de la institución, cual es la línea principal que tiene un hombre aeronáutico, porque somos una especie de artesanos de la mecánica y tenemos un cariño especial por lo que hacemos, sobre todo queríamos preservar nuestra identidad”

“El museo es un generador y un motivador de profesiones, le cambia la cabeza a cualquier niño que lo visita”

En el lugar se reúne la Historia del Área de Material Río Cuarto a partir de su creación en el año 1944, como taller destinado al mantenimiento y reparación de aviones de la aeronáutica argentina; la Historia de la Aviación en el mundo, desde que el hombre manifiesta sus deseos de volar hasta como los hermanos Wilbur y Orville Wright crearon la máquina voladora más pesada que el aire llegando a contar la de los primeros aviones que llegaron al área; finalmente la Atmósfera, como medio donde desarrolla su actividad la aviación.



El Suboficial Mayor José Luis Araya se desempeñó a cargo de la Coordinación del MTA desde el año 2007 hasta hace dos años que se retiró. Remarcó que cada aniversario "es como el cumple de uno, nada más que se festeja cada diez, quince o como en este caso 20 años, tratando de mantener viva la historia de esta unidad, recibiendo público en general, y la visita de centros educativos que nos permitían ser parte de la educación no formal". Al ser consultado por el reconocimiento que le fuera entregado el viernes en la noche, sostuvo que "fue un orgullo y a la vez haber sido encargado donde trabajó mi papá tiene otro sabor, sin haber estado preparado para estas guías, no quedaba otra que ponerse la camiseta y hacerlo de la mejor manera, gracias a Dios los que firman el libro de visitas al museo así lo han expresado".



En oportunidad de realizarse el Acto Protocolar en la noche del viernes 22, enmarcado en "La Noche de los Museos", Debernardo- hizo entrega al Comodoro Gustavo Olivato un Anecdotario de orientación científico literario denominado "Pioneros"; "que plasma vivencias de 30 personas que ya no están con nosotros". Además un "Nomenclador" de las calles del Área, "que adoptarán finalmente el nombre de todos los primeros pobladores del Taller Regional, que llegaron hace 75 años en busca de un futuro, para evitar que caigan en el olvido.

También Olivato recibió una recopilación histórica de la Aviación en Río Cuarto, desde 1912 a 1944, obra de autoría del historiador riocuartense Carlos Mayol Laferrere. Finalmente, en manos del Jefe de Area quedó también "Miscélaneas"; una compilación de distintos boletines anecdóticos con relatos y las primeras órdenes del día, que reflejan los años de existencia del Area de Material Río Cuarto.


"Encontré en el Comodoro Olivato las puertas abiertas para mostrar todo lo que se ha hecho en estos años, si se trata de identidad hay que trabajar estas cosas"; expresó Debernardo.


En el emotivo acto del pasado viernes, se reconoció la labor de todos aquellos que han colaborado de una u otra manera en el crecimiento y presencia en la comunidad del Museo Tecnológico Aeroespacial.


Estuvieron presentes el Intendente Municipal Alberto Escudero, la Presidente del Concejo Deliberante Andrea Jurado y demás Autoridades e invitados especiales, familiares de hacedores de la historia de este emblemático lugar.


La Banda de Música del Area y el Coro Municipal de Las Higueras fueron especialmente convocados para tan memorable encuentro.

"Realmente, para poder hay que trabajar. Para poder cosas importantes trabajar no es suficiente…hay que animarse a soñar…las utopía son necesarias y si se sueña en grupo, casi todo es posible". (Brig. Ing. (R-VGM) Fernando Rico

#ElDiadeHigueras #NoTodoEstaContado

119 vistas

Subscribite a nuestro Newsletter

Cispren.jpg
  • Blanco Icono de Instagram
  • El Día de Higueras Facebook

© 2019 by Rebus Key Comunicación.

El Día de Higueras